BLOG STEP 

Yo siempre he querido tener 3 hijos, y la verdad es que mi marido, nunca ha dicho que no,  pensaba que después del segundo llegaría un momento en que nos entraría pereza, y nos echaríamos para atrás, pero cual fue mi sorpresa cuando dije: ” para marzo o abril podíamos empezar la búsqueda del tercero”, y su respuesta fue: ” muy bien, habrá que cambiar de coche”.

Pues dicho y hecho, empezó a hacer su estudio de mercado sobre coches de 5 o 7 plazas, con asientos individuales, sus isofix y demás.

Yo por mi lado, y como ya tenemos dos niños, empecé a hacer mi propio estudio de mercado para concebir niña jajaja si si ya se que suena ridículo, y puede que lo sea, pero a veces el deseo nos ciega, que le vamos a hacer, al menos con esto no hago daño a nadie, ni pongo en peligro la vida de nadie. Debo reconocer que me cansé relativamente pronto de ciertas “dietas” y algunas ideas más que leí y localice por internet, intentaba tomar un yogurth al día, no comer embutidos en exceso, pero lo peor fueron los test de ovulación. Ahora me explico mejor, no me crucifiquéis antes de hora. 

 Yo en mis otros embarazos, nunca los había usado, me quede muy rápido y aunque fueron planeados, debo confesar que prácticamente se planearon ese mes, o incluso ese día jeje.  En cambio con éste, teníamos más tiempo, podíamos investigar más y agobiarte mas (como dice mi marido, este nos va a costar más, porque estas planeando mucho), y quizá tenga razón.  Pues bien os cuento mi aventura con los test de ovulación, como resulta que había leído y me habían comentado que si mantenías relaciones antes del día de la ovulación era más probable que pudiera ser niña, pues los compramos, los de clear blue, (mis test fueron de esta marca y fueron genial, http://es.clearblue.com aunque debo decir que aguante la semana de rigor después de la fecha de regla, y siendo un reloj, estaba cantado), se pueden comprar en cualquier farmacia, o por internet, incluso en amazon http://www.amazon.es/clearblue . Pues cogimos los test y el primer día que lo usé salió positivo y era mi 9º día post regla, eso empezó a ser sospechoso, así que como el día anterior ya habíamos empezado los deberes, yo no quise hacer nada más por el miedo de que fuera niño otra vez (una profunda tontería, lo sé), pero empecé a encontrarme bastante rara y seguí haciéndome test, me dieron positivo dos veces más, y como NOHAYDOSINTRES empezó otro nuevo estudio de mercado sobre los positivos anticipados con los test de ovulación,  así que empecé a obsesionarme, aunque en el fondo de mi ser, yo sabía que no estaba embaraza. Lo peor que se puede hacer es obsesionarse con algo, entiendo que cuando ya llevas un tiempo buscando y no llega, además de ser frustrante, debe ser desesperante, y esto no es algo nuevo, mi madre cuando empezó a buscarme a mí, hace ya 35 años, se tomaba la temperatura y llevaba apuntadas sus temperaturas basales, también está muy bien para los casos de reglas irregulares o cuando no tienes muy claro cuando ovulas, o presentas algún tipo de problema. Pero es cierto, que desde mi humilde punto de vista, al menos debería de probarse unos cuantos meses con tranquilidad y sin inventos.

Debo confesar, que los test de ovulación son adictivos, asi que después de que la regla apareciera dos días después del día que debía llegar y ser un tanto extraña, y después de jurar y perjurar que no los volvería a utilizar volví a comprarlos por Amazon, esta vez probé las tiras, las que tenían la mitad de las boggleras sobre las que basé mi estudio jeje, y quería probar en mi misma como funcionarian, así que este mes, también lo estamos usando y aunque no estoy tan obsesionada, debo reconocer que algo si, pero puede que como el resto de mortales que están en la búsqueda de un bebé, y ahí si que creo q es indiferente que sea el primero como el tercero, en nuestro caso. Os dejo el enlace de las tiras eran de One Step, y venían 15 pruebas de ovulación y 5 test de embarazo 10mlU/ml formato 3,5 mm. http://www.amazon.es/One-Step-Pruebas-Ovulación-Embarazo/dp/BOOAQK0JOO6EMBARAZO

 

0

admin

ABOUT ME Me llamo Rebeca tengo 35 años y soy mami por partida doble, pero como se dice por ahí, NO HAY DOS SIN TRES y en estos momentos estamos emprendiendo la búsqueda de nuestro tercer cachorro. Mis pequeños tienen casi 4 y 2 años. Estudié Derecho en la Universidad de Alicante, estuve en Lovaina (Bélgica) con una Beca Erasmus y también en Bologna (Italia) con otra Beca. Posteriormente, me vine a Madrid a cursar un Máster de Derecho de Familia , y tras trabajar un año en el propio despacho que realizaba el Máster y posteriormente con otro profesor del mismo, decidí opositar y dejar la abogacía, veía incompatible las horas de trabajo con el hecho de tener niños. Y tras prometerme con el que hoy es mi marido y sopesar los pros y contras, y varios inconvenientes con la oposición como fueron un embarazo con múltiples vómitos e ingresos, y una congelación de las mismas, hicieron que me convirtiera en mamá a tiempo completo. Y aunque la gente piense que tengo tiempo para muchas cosas, no es cierto, no me sobra el tiempo, es más, en ocasiones pediría más horas al día, como la mayoría de las madres y las mujeres en general, pero creo que escribir este blog es una vía de escape, y de compartir mis experiencias y las de mi familia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

10 − 2 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.